Sesiones de la CIDH en Sucre analizarán casos de 13 países

Por Gonzalo Pérez Bejar – Cambio.- Durante el 171º período extraordinario de sesiones que se realizará en Sucre, Bolivia, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) analizará los casos de 13 países, informó José Alberto Gonzales, embajador de Bolivia ante la OEA.

El diplomático, desde Washington, sede de la Organización de los Estados Americanos (OEA), explicó a Cambio que se desarrollarán en total 25 audiencias públicas, distribuidas en tres días, del miércoles 13 al viernes 15 de febrero.

Funcionarán de manera paralela dos salas de audiencias (A y B), que realizarán su tarea en diferentes horarios, comprendidos entre las 09.00 y las 18.00. Cada audiencia tiene una duración máxima de 60 minutos.

Según la agenda divulgada por la CIDH, en esta oportunidad se abordarán asuntos vinculados a Argentina, Brasil, Colombia, Chile, Cuba, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, México, Nicaragua, Perú y Venezuela.

Participarán representantes de organizaciones de la sociedad civil de esos países y, eventualmente, representantes de esos Estados, quienes contarán con 15 minutos para hacer conocer sus puntos de vista. En el tiempo restante, los comisionados podrán formular preguntas y al final de cada audiencia podrían hacer alguna recomendación a las partes, pero no adoptan ninguna resolución de carácter vinculante.

Gonzales señaló que durante un período de sesiones la CIDH no trata en sus audiencias públicas temas referidos al país anfitrión, razón por la cual no está incluido en su calendario ningún asunto vinculado a Bolivia.

Sobre la intención de políticos de la oposición y algunos activistas de movilizarse esos días para protestar por la nueva postulación del presidente Evo Morales, el embajador señaló que dichas “manifestaciones no van a tener ningún efecto ni van a alterar las tareas y la agenda de los integrantes de la Comisión”.

Dijo que llegarán al país con un propósito, un calendario ya determinado y no hay ninguna posibilidad de que eso se modifique por elementos ajenos a su tarea y su mandato específicos.

Además, dentro de su metodología y con base en un procedimiento que harán conocer en el momento que crean oportuno, realizarán una reunión de dos horas con miembros de la sociedad civil para escuchar sus criterios.

“Pretender por fuera de ese marco generar frentes que ejerzan presión sobre los comisionados o intentar forzar escenarios de violencia y enfrentamiento entre ciudadanos durante esos días no alterará la agenda de la CIDH; por el contrario, podría ocasionar un innecesario e irreparable daño a la imagen de nuestro país”, advirtió.

Gonzales recordó que el 5 de diciembre de 2018, en el marco del 170 período de sesiones cumplido en Washington, la Comisión escuchó el punto de vista de la oposición sobre la repostulación del presidente Morales.

En esa misma audiencia, la CIDH recibió a los delegados del Estado, que dieron a conocer los argumentos jurídicos que sustentan la Sentencia Constitucional 084/2017, que habilita la repostulación de autoridades electas nacionales y subnacionales.